Inicio 1ª División Cierre de temporada en la Liga BBVA

Cierre de temporada en la Liga BBVA

420
0
Compartir

cierreSe cierra la temporada. Llega el final de curso y con él ese instante de realizar evaluaciones, valoraciones y memorias. Hay que calificar cómo se ha dado todo el curso, qué objetivos y metas se han cumplido, y cuántas propuestas de mejora se tienen que hacer para no caer en los errores del pasado. El curso futbolístico pone punto y final a casi una año de jornadas ilusionantes, prometedoras y esperanzadoras para los equipos. Tiempo ahora de evaluación y de valoración. Unos, se marchan con los objetivos cumplidos. Otros, sin cumplirlos y con la parroquia pidiendo soluciones. Equipos sobresalientes, notables, suficientes e insuficientes. Aprobados o suspensos. Aptos o no aptos.

Ya no vale mirar atrás. Un gol te puso al filo del éxito o del fracaso. Un punto más te subía al cielo o te bajaba al infierno. Que se lo digan a Deportivo, Mallorca y Zaragoza. Se llevaron el drama y el sufrimiento. Suspendieron el curso. La pena por bajar, sin saber ahora cuánto tiempo tardarán en volver a coger el tren de la primera división.

Se salvó con un aprobado por los pelos el Celta de Vigo, gracias a su alumno aventajado Natxo Insa y a la Rianxeira (“ondiñas veñen e van” para dejar al Celta en primera una temporada más).

Del llanto del descenso, a los que fueron terminando los deberes con antelación y consiguieron aprobar el curso. Unos superando el bien y llegando casi al notable (Granada y Valladolid). Otros, con un simple bien (Osasuna, Español, Levante o Getafe). Y para el Athletic y Sevilla, un simple aprobado por el esfuerzo final pero con muchos objetivos perdidos en el camino.

Seguimos subiendo en la tabla de la clasificación, como si se tratara de una lista de clase ordenada, no por orden alfabético sino por méritos y resultados. Rayo y Betis, sobresalientes. Al igual que el Málaga, que su temporada le pone de nuevo en Europa (si los Platini y compañía no lo impiden), con una participación en la liga notable y un temporadón de matrícula en Europa. Por ello, y a pesar de todos los problemas con el jeque, sobresaliente para Pellegrini y sus chicos. Valencia, bien. Otro club con  problemas institucionales que distrajeron en buena parte de la temporada a los jugadores y a la afición, aunque Valverde intentase poner orden a la situación. Al final no consiguieron su objetivo de Champions, aún partiendo en posición de ventaja. Suspenso en el más importante de los exámenes, el último.

Y entramos en el cuadro de honor. Los equipos de Champions. Sobresaliente para la Real Sociedad. Equipo valiente y atrevido, de jugadores rápidos, veloces y técnicamente fantásticos. Con un entrenador que estuvo a punto de ser despedido y que consiguió manejar el barco realista de forma excelente hasta lograr que el himno de la Champions suene en San Sebastián.

Para el Atlético, sobresaliente. El efecto Simeone, fundamentado en el trabajo y la unidad, ha logrado que todo el grupo salga con una nota de nueve alto. Tercero en la liga y campeones de Copa. Éxito rotundo.

Suspenso para el Real Madrid. El Mou team no ha logrado ningún objetivo. Segundo en liga, subcampeón de Copa, eliminado en semifinales de champions y con una fractura total de la entidad y del equipo, que le ha dado para apuntarse al club de las 3D -desconcierto, desunión y desilusión-. Su entrenador se marcha diciendo que se ha perdido en el fútbol la educación, los valores y la profesionalidad. De la profesionalidad no quiero dudar. De valores y educación no supo ser buen maestro. No predicó con el ejemplo.

Y para el campeón, el FC Barcelona, un notable alto. Una brillante primera vuelta le dio para sentenciar casi el título en el mes de enero. Sólo el descalabro de la semifinal de Champions frente al poderoso y, más tarde, campeón Bayern, no le permite obtener el sobresaliente final. E institucionalmente tendrían que aprovechar el verano para hacer algo de recuperación en los ejercicios de cómo  gestionar las salidas dignas para los jugadores emblemáticos del club, como Valdés o Abidal. En esta parte, la valoración es de suspenso. Se cierra la temporada con Tito Vilanova y Eric Abidal levantando la copa de campeones de Liga. La noticia más extraordinaria de la temporada.

Adiós temporada 2012-2013. Bienvenida temporada 2013-2014. Lo grande del fútbol es que no pone el cartel de “Cerrado por vacaciones”. Ya estamos deseando que vuelva a rodar el balón. Ahora, todos con la camiseta de la Roja. ¡A por la Confederaciones!. Así es el fútbol.