Inicio Opinión Nacho Elbal Que no corten sus alas

Que no corten sus alas

347
0
Compartir

sub21Otro título para España. La sub-21 se llevó ayer su Eurocopa en Israel después de vapulear a Italia en la final por 4-2. La Rojita cierra así un torneo para enmarcar, con un fútbol sublime y unos resultados demoledores. Otras potencias como Holanda o Alemania también sucumbieron ante la clase de los nuestros. Reyes de Europa y reyes del futuro. En nuestro país, la gente se frota las manos y los ojos. ¿Quién hubiera imaginado lo que estamos viviendo? Mientras la selección absoluta exhibe galones en Brasil y perfila su profanación al templo del fútbol, la generación que le sigue deslumbra en el viejo continente. Hay España para rato.

Sin embargo, que la cantera de nuestra selección traiga títulos a nuestras vitrinas no es algo nuevo, pues desde hace años, España es una potencia muy respetada en el fútbol base mundial. En las distintas categorías (sub-23, sub-21, sub-20, sub-19 y sub-17), la selección española ha logrado 4 Mundiales, 21 Eurocopas y 1 Oro Olímpico, lo cual indica el extraordinario trabajo que se viene haciendo desde la base a lo largo de los años. Pero a lo que también estábamos acostumbrados era a que, mientras los peques triunfaban, los mayores se la pegaban a la primera de cambio. Alcanzar los cuartos de final de un gran torneo era el mayor logro al que podíamos aspirar en nuestra historia reciente.

Había una explicación. Esos chavales de talento incalculable se perdían en el olvido al dar el salto al fútbol profesional. Nuestro clubes preferían cualquier fichaje extranjero antes que dar oportunidades al canterano. Por fin, como sucede en la moda, la tendencia cambió y apostar por la cantera se ha convertido en una conducta romántica y meritoria. Xavi y Casillas podrían ser, perfectamente, los abanderados de esta nueva mentalidad. Tras alzarse con el Mundial sub-20 en 1999, lideran una generación de futbolistas que para muchos ha formado el mejor equipo de todos los tiempos. Nunca antes en la historia, una selección de fútbol había encadenado tres grandes torneos consecutivos (Eurocopa, Mundial, Eurocopa), extendiendo su hegemonía durante cinco largos años.

Ahora, los jugadores de España son codiciados por medio mundo y lideran, como estrellas, a los principales clubes del planeta fútbol. Xavi e Iniesta, en el Barça; Casillas, Ramos y Alonso, en el Madrid; Silva en el City; Mata en el Chelsea; Cazorla en el Arsenal; Javi Martínez en el Bayern… En definitiva, el futbolista español es la pieza más valiosa que puede incorporar un equipo en el mercado de fichajes.

Esta nueva generación (los Isco, Thiago, De Gea, Íñigo Martínez, Canales, Morata, Illaramendi, Muniaín, Carvajal…) está llamada a dominar el futuro. Que no corten sus alas.