Inicio 1ª División Cristiano y Di María cambian la cara al Madrid

Cristiano y Di María cambian la cara al Madrid

243
0
Compartir

El Real Madrid se ha impuesto por 2-0 ante el Málaga. El Madrid volvía tras el parón de Liga frente al Málaga en un tarde nublada que dejó ver muy poquito sol sobre el Santiago Bernabéu. La gran novedad en el once de Ancelotti era la titularidad de Morata, quizá por decisión técnica o para dar un toque a Benzema. Sin duda el protagonista del partido fue Willy Caballero que firmó un auténtico partidazo, desesperó a la delantera blanca y los dos goles que encajó nada pudo hacer por atajarlos.

Se produjo un cambio en el juego del Madrid, Illarramendi estuvo mucho más seguro y mejor colocado que en otros partidos, las subidas de Marcelo, y el carácter de Morata cambiaron totalmente la cara a los blancos. Algo muy importante que deja este partido para el madridismo son las asociaciones entre Morata y Cristiano, ambos se sirvieron el uno al otro durante todo el encuentro.

Primera parte de dominio pero sin goles.

Morata Willy CaballeroEl Real Madrid dispuesto a cambiar la tónica de mal juego en este inicio de temporada, salió decidido y a por el partido, algo que no se venía viendo. La primera gran ocasión para el Madrid vino de un disparo  típico de Cristiano, toque de orientación a la derecha  y disparo seco que se estrellaba en el larguero de Willy. Las ocasiones se sucedían para los madridistas, la siguiente gran contra del Real Madrid fue un contragolpe entre Di María, Morata y Cristiano. El argentino condujo muy bien el balón y dio un pase perfecto para Cristiano que envió fuera por muy poco.

El gol se resistía.

El Málaga a medida que avanzaban los minutos fue perdido presencia en el campo, por el contrario Willy Caballero ganó protagonismo y deleitó con paradones. La primera gran intervención del meta fue en jugada del Madrid que puso Di María y remató con todo Morata que envió a las manos de Willy. Los madridistas pudieron cantar gol en la primera parte pero fue anulado por fuera de juego de Morata.

Pero si de paradones hablamos, debemos poner en primer lugar la mano salvadora del meta del Málaga a un cabezazo a bocajarro de Morata. Los madridistas se llevaron las manos a la cabeza y la afición malaguista jaleaba a su portero por monólogo.

Segunda parte y gol.

El inicio de la segunda parte se cobró la deuda de la primera, antes de cumplir el minuto de juego Di María ponía un centro chut que se colaba dentro de la portería poniendo el 1-0 en el marcador.

 La tónica del partido seguía siendo la misma, el Málaga encerrado en su campo por un Madrid dominante de la posesión y del juego. Cristiano Ronaldo metía miedo a la zaga visitante con derechazos que solo era capaz de ver Willy Caballero. Era una lucha encarnizada entre Cristiano que lo intentaba de todas las maneras y Willy Caballero que conseguía frenar al luso gracias a sus reflejos y a veces a la suerte.

A la media hora de la segunda parte Ancelotti decidió dar salida a Morata para el retorno de Gareth Bale. Morata se retiró entre una cerrada ovación del Santiago Bernabéu por su buenísimo partido.

Di María(1)El segundo estuvo de nuevo en las botas de Cristiano, jugada espectacular de Jesé que culminó con un pase impresionante dejando a Cristiano solo delante de la portería donde el luso no se acomodó bien el balón y la envió directamente al portero. El Bernabéu ya cantaba el gol. Sin tiempo para respirar Jesé de nuevo ponía a prueba a Willy Caballero con un disparo desde la frontal del área donde el meta volvió a pararla arrancando los aplausos del estadio.

Los minutos finales fueron de total exhibición de Willy Caballero, balón que le llegaba balón que paraba. Impresionante el partido del meta del Málaga. Ya en el descuento apareció la velocidad de Bale para provocar el penalti que supuso el 2-0. No dudo esta vez Cristiano que la pegó por bajo al palo derecho, sin opciones para el portero.

El Madrid firma más que una victoria en este partido, donde se ha visto una clara mejoría del conjunto de Ancelotti. La próxima cita el miércoles frente a la Juventus en Champions League.