Inicio 1ª División Gareth Bale se disfraza de Cristiano y hunde al Valladolid

Gareth Bale se disfraza de Cristiano y hunde al Valladolid

242
0
Compartir

El Real Madrid se impuso por 4-0 al Valladolid. El penúltimo partido del año en el Santiago Bernabéu presentaba a Magnus Carlsen que se proclamó campeón del mundo de ajedrez el pasado 22 de noviembre. El noruego que es el segundo campeón más joven de la historia realizó el saque de honor. También se guardó un minuto de silencio por el fallecimiento del padre de Fabio Coentrao. A pesar del frio y de la ausencia de Cristiano Ronaldo se registró una muy buena entrada en el Santiago Bernabéu.

Pero como ya demostró este Real Madrid el pasado miércoles no sufre de ‘Cristiano dependencia’ y le basta y le sobra con los jugadores que hoy se presentaron sobre el campo. La brújula de Xabi, el pincel de Modric y la magia de Isco abastecieron a la línea de atacantes. El gran beneficiado por ello fue Gareth Bale que aprovechó la ausencia de Cristiano para marcar su primer hat-trick como jugador blanco.

Dominio madridista en la primera parte.

BenzemaCon la presencia del campeón del mundo de ajedrez Magnus Carlsen en el  Santiago Bernabéu el Real Madrid demostró que tiene a otro campeón de la estrategia en sus filas, Xabi Alonso ejerció de brújula y dirigió al Madrid desde el pitido inicial. A sus órdenes se encontraba Modric que junto a Isco elaboraron todas las jugadas del equipo blanco. Desde el inicio el Madrid dominó a un asustado Valladolid y pudo ejercer con total libertad su juego.

El dominio blanco era evidente pero no conseguían acercarse con claridad a la meta de Mariño. El gran peligro venía de las arrancadas de Di María, de los cabezazos de Ramos y de la presencia siempre acertada de Karim Benzema. No sería hasta pasada la media hora de juego cuando el Real Madrid inauguraba el marcador con un testarazo de Bale. El galés aprovechó un rechace del portero para empujar la pelota al fondo de la portería. Con el marcador ya abierto los blancos solo tardaron 2 minutos en azotar de nuevo al Valladolid. Gareth Bale disfrazado del mejor Xabi Alonso o del mejor Modric daba una asistencia espectacular a Karim Benzema que solo tuvo que poner la cabeza para anotar el segundo de los madridistas.

El Valladolid no daba ningún peligro a Diego López debido en gran parte a la seguridad y contundencia mostrada por la línea defensiva y en particular de Pepe.

Hat-trick de Gareth Bale.

BaleLa segunda parte empezó como si no hubiese existido descanso, los blancos continuaron con la intensidad y el dominio que habían marcado hasta el momento, casi la totalidad del juego se desarrollaba en el campo del Valladolid. Tanto es así que Benzema pudo marcar el tercero tras una gran combinación entre el francés, Carvajal y Bale pero fue invalidado por fuera de juego. Poco tardarían los blancos en hacer realidad el tercer tanto, otra vez de las botas de Bale. El galés fabricó la jugada abriendo el balón para Marcelo, el brasileño metió el pase de la muerte y el rechace le quedó a Bale que completamente solo marcaba su segundo gol de la noche.

Con el 3-0 en el marcador Ancelotti decidió dar entrada a Morata y Jesé y dar descanso a Di María y Benzema, ambos se fueron entre la ovación del público. La entrada de los canteranos dio un toque más intenso a los madridistas. Dirigidos por el pie de Isco, Jesé y Morata desplegaron toda su fuerza. Jesé con sus arrancadas por banda y Morata poniendo en aprietos a Mariño. Los vallisoletanos no conseguían acercarse a la puerta madridista, solo era visible la insistencia de Bergdich pero la zaga madridista no le dio opción.

A solo dos minutos para el final Gareth Bale metía el cuarto gol y completaba así su primer hat-trick como madridista. Un gol que redondeaba la noche del galés y de los madridistas.

El Real Madrid despidió con una nueva goleada al Bernabéu en este 2013. Gareth Bale asumió el papel de Cristiano Ronaldo y marcó su primer hat-trick como jugador madridista.