Inicio 1ª División El Barça suda ante el colista

El Barça suda ante el colista

417
0
Compartir

635323231276860130w

Daniel Mata.- Segundo contra último clásificado, Barça contra Betis. A priori un choque fácil para los culés que se terminó convirtiendo en un partido trampa, en el que el 3-1 final no reflejó lo acontecido en el césped. Un Barça atípico, que recordó en muchos tramos del partido al visto en otras plazas como Anoeta o el José Zorrilla, y que sigue a la estela de un Atlético de Madrid que ha convertido el «partido a partido» en victoria a victoria. Messi, por partida doble desde los once metros, y Jordi en propia puerta completaron el triplete culé. El Betis  logró arrebatarle el balón  a un equipo experto en domarlo a su gusto y pese a no llevar peligro real a la portería de Pinto sí que metió el miedo en el cuerpo a los 81.978 espectadores que incluso llegaron a pitar a los suyos en algunos intervalos de la segunda mitad. Rubén Castro fue el encargado de materializar el gol de los verdiblancos.

«No podemos excusarnos en los problemas extradeportivos», dijo Gerardo Martino en la previa ante el Betis. Lo cierto es que el Barça sí pareció contagiarse de esa atmósfera no futbolística que rodea a la casa culé. Sanciones, refereréndums y manos negras, todo lo necesario para enmascarar lo que realmente dignifica a este deporte. Los aficionados se empeñaron en alargar la enésima polémica de la temporada con una pancarta que rezaba «La Masía no se toca». Pero la noticia estaba en el césped, el Atlético no falló y el Barça salió al campo dispuesto a hacer lo propio frente al Betis. Xavi fue el primero en probar fortuna, con un disparo desde la frontal que se encontró con una gran parada de Adán. Tres minutos más tarde, Alexis (por poco se le hizo de noche) regateó, recortó y caracoleó dentro del área hasta que la inocente pierna de Jordi derribó al chileno. Messi no falló desde el punto fatídico. Se empezó a divisar una postal que ya no es casualidad, el Barça mandaba en el marcador pero no reflejaba su superioridad en el césped. El Betís vivía en campo culé y, pese a no crear peligro, ponía en serios apuros en una defensa ordenada con pinzas en la tarde de hoy. La mejor defensa blaugrana es la posesión del cuero, precisamente lo que le faltó durante el partido.

635323222931096952w

Como si no hubiera descanso de por medio, el Barça salió de nuevo al campo, sin ideas y con poco fútbol. Xavi llegó, de libre directo, y a punto estuvo de marcar el segundo, pero los de Martino no carburaban y Calderón olió la sangre y dio paso a Rubén Castro y Jorge Molina. Pero de nuevo Jordi se convirtió en el protagonista, para mal, de la zaga verdiblanca al introducir un balón de Adriano en su propia puerta, 2-0. Otra victoria que parecía quedarse en casa, pero el público no se conformó con los tres puntos y abroncó la actitud de sus 11. El Barça bajó el pistón y Rubén Castro se aprovechó de ello tras la asistencia de N’Diaye. El canario sorteó a la defensa culé y cruzó el balón a la perfección para materializar el 2-1.

El Betis, con una valentía y un arrojo que contrasta con su posición en la tabla, no consiguió dar la campanada. De nuevo otro penalti. Esta vez fue Amaya el que tocó un centro de Neymar con la mano. Messi tiró y Adán paró, pero el rechace del exmadridista acabó de nuevo en las botas de Leo que no suele perdonar dos veces e hizo el segundo de su cuenta particular igualando a Diego Costa como segundo máximo goleador de la Liga. El Barça estuvo cerca de engordar más aun el marcador, pero el gran partido de Adán evitó males mayores para los andaluces, que necesitan de algo más que un milagro para desprenderse del farolillo rojo.

Ficha técnica:

FC. Barcelona: Pinto, Alves, Mascherano, Bartra, Adriano, Busquets, Xavi (Song 88′), Iniesta (Cesc 79′), Pedro (Neymar 79′), Messi y Alexis.

Real Betis: Adán, Juanfran, Amaya, Jordi, Juan Carlos, N’Diaye, Lolo Reyes, Nono, Cedrick (Jorge Molina 61′), Vadillo (Rubén Castro 61′) y Baptistao (Brian Rodríguez 82′).

Estadio: Camp Nou (81.978 asistentes).

Árbitro: Prieto Iglesias. Amoestó con tarjeta amarilla a Lolo Reyes (60′) y Amaya (77′) por parte del Betis.