Inicio Fútbol Internacional Francia 1-0 España. La renovación necesita goles

Francia 1-0 España. La renovación necesita goles

561
0
Compartir

1409853791_677471_1409865304_noticia_grandeLa selección española tenía hoy su primera prueba tras el varapalo del Mundial. En un escenario siempre difícil, Saint-Denis, con una Francia jugando como local, el buen juego de la selección en la primera parte no fue suficiente para evitar una derrota que llegó en la segunda mitad tras el gol de Remy.

Tras el cambio generacional, Del Bosque salió con un once en el que tres de los nuevos: San José, Carvajal y Raúl García, partían como titulares. De Gea ocupó el lugar de Casillas bajo palos. Busquets, Koke y Cesc llevaban la batuta del partido en el medio campo, pero Francia no estaba dispuesta a hacer un tópico de los amistosos: partidos sosos, sin ocasiones ni electricidad en el juego. Precisamente fue lo contrario, las ocasiones se sucedían y el juego corría de un campo a otro en los primeros minutos de partido.

Pogba y Benzema llevaban el ataque galo, casi siempre por una banda derecha en la que respondía un enchufadísimo Carvajal una y otra vez. Con el paso de los minutos Francia se fue encerrando atrás, conocedora de que no podían seguir con ese ritmo durante 90 minutos. Fue entonces cuando con las líneas atrás, renegaban del balón y se limitaban a recuperar en defensa y tirar la contra.

A pesar de la actitud del equipo francés, los medios y extremos españoles no lograban conectar. Tampoco lo hizo en ningún momento Diego Costa, que sigue inadaptado al juego de la selección. La primera mitad acabó con una gran España en la presión para recuperar el balón y en la circulación de juego, pero con Francia como el único que había tirado entre los tres palos alguna vez.

En la segunda mitad, todo lo bueno que había tenido la selección en los primeros 45 minutos se lo dejó en los vestuarios. La presión era inexistente y los franceses lo aprovecharon. A los cinco minutos pudo adelantarse Francia por medio de Benzema, pero su gol fue anulado por fuera de juego. El delantero del Real Madrid remataba sin oposición ante De Gea y a pesar de esto, no había fuera de juego.

Los franceses llevaban el peso del partido en esta segunda parte con un Benzema crecido y como líder en el campo, ante una España perdida y sin poder ofensivo. El gol se hizo esperar, pero acabó llegando. Y lo hizo para Francia, que ya había avisado en numerosas ocasiones. Remy, que había entrado hacía unos minutos sustituyendo a Griezmann, ponía el 1-0 en el 73′. A pesar de las quejas de Del Bosque, que recriminaba al cuarto árbitro que Cazorla estaba tirado en el terreno de juego cuando se producía el gol, este acabó subiendo al marcador.

Tras la entrada de Isco y Silva, la selección mejoraba en los últimos minutos. Hasta tres ocasiones en tres minutos llegó a tener el combinado nacional para poner el empate en el marcador, pero no acertó en ninguna de ellas para enviar el balón entre los tres palos.

Acabó el partido con una selección a la que se le vio con lo sucedido en el Mundial olvidado durante la primera parte, pero desactivada en la segunda. Un Diego Costa perdido en el equipo sigue sin compenetrarse con el juego de los de Del Bosque. Francia aprovechó el mal juego de España en la segunda parte y se hizo con la victoria en el amistoso gracias a un solitario gol del nuevo fichaje del Chelsea: Remy.