Inicio NBA Los Bulls despiertan a tiempo y vencen a los Magic‏

Los Bulls despiertan a tiempo y vencen a los Magic‏

335
0
Compartir

Magic @ Bulls (2)Los Chicago Bulls se enfrentaban en casa a los Orlando Magic, en un partido que se presumía más fácil para los locales de lo que terminó siendo en el último cuarto. Los más destacados en Chicago fueron Mirotic (16 puntos), Gasol (16 puntos) y Butler (16 puntos) mientras que en Orlando lo fueron (Fournier 19 puntos) y Vucevic (15 puntos).

El partido comenzó con intercambio de canastas. Ningún equipo se hacía con el control del marcador y Vucevic, quien suele hacer grandes partidos contra los Bulls, empezaba muy acertado. Sin embargo, Pau Gasol aceptaba el reto del duelo europeo en la pintura y daba la réplica con 8 puntos en el primer cuarto. A medida que Jimmy Butler empezaba a carburar, los Bulls parecían encontrar el camino y se iban con una ventaja de 3 puntos al final de los 12 minutos iniciales.

El segundo periodo comenzaría con alguna jugada para el recuerdo, como un triple de “dedos” de McDermott o un “poster” de Noah tras gran asistencia de Rose, pero también mostrando la otra cara de unos Bulls que no terminan de ajustar en defensa, permitiendo canastas fáciles a los Magic y demasiados espacios en la pintura. Sin embargo, con la progresiva vuelta al parqué de la primera unidad de los locales, Chicago conseguía por fin abrir brecha, ya que en Orlando tan solo fogonazos de Fournier y Vucevic intentaban seguir el ritmo anotador. McDermott seguía enchufado, anotando 10 puntos en poco más de 9 minutos, lo que combinado con una cierta mejora defensiva de los de Hoiberg, permitía a los Bulls irse al descanso con el marcador 40-54 a su favor.

En el tercer cuarto, Orlando arrancaba más enchufado, con un Chicago muy espeso en ataque que dependía demasiado del acierto exterior de Niko Mirotic y de las asistencias in extremis de DRose (8 asistencias), quien sigue con problemas de visión tras su rotura de pómulo en la pretemporada. Sin embargo, los Magic tampoco despegaban y el marcador se iba al cuarto periodo con +12 para los Bulls.

Al inicio del último cuarto, el conjunto de Fred Hoiberg con su segunda unidad en pista parecía desplegar por fin todo su potencial ofensivo, con Aaron Brooks y Doug McDermott como piezas fundamentales. Además, Chicago empezaba a correr y un mate de Gibson al contraataque levantaba a los aficionados del United Center de sus asientos. Sin embargo, los Bulls volvían a pecar de falta de intensidad y su siesta permitía a los Magic disputar un final de partido igualado tras encajar un parcial de 14-0. A pesar de ello, Gasol, Mirotic y Butler no estaban dispuestos a regalar el encuentro, asumiendo galones en los momentos determinantes y especialmente en los 3 últimos minutos. Un robo magistral de Butler, además de salvar una posesión para los Bulls que les habría dado a los Magic la posibilidad de empatar, permitieron a Chicago llevarse la victoria por 87-92.