Inicio Opinión Antonio Oliver El fútbol cita al Real Madrid y al City en el Bernabéu

El fútbol cita al Real Madrid y al City en el Bernabéu

339
0
Compartir
Joe Hart, portero del Manchester City, y Gareth Bale, extremo derecho del Real Madrid
Joe Hart, portero del Manchester City, y Gareth Bale, extremo derecho del Real Madrid

Zinedine_Zidane_MILIMA20140914_0098_8El Real Madrid supo salvar un partido en el que no contó con la tripleta top. Cristiano no jugó, Benzema se retiró inédito y Bale se diluyó en terrenos que no eran los suyos. Hizo un  trabajo sordo pero él no es eso.

Lo malo es que el conjunto blanco no ganó, lo bueno es que es capaz de no perder contra un buen equipo y lejos del Bernabéu y sin los “imprescindibles”.  Caprichos de la pelota. Partido sobrio, de respeto y con ocasiones contadas, claras, pero muy contadas. La primera parte fue plana, no hubo nada que llamara la atención. El Real Madrid estuvo gris e irrelevante. La segunda parte sirvió para que, en el caso del Real Madrid, se vieran cosas que llaman a la esperanza.

El Manchester City fue blando y poco resolutivo. Ganó la posesión en la primera parte y fue a remolque del Madrid en la segunda. Solo la mala puntería de los blancos impidió que volvieran con ventaja a casa. Los locales notaron la baja de Silva, lesionado, y el Real Madrid supo apañarse con los recambios. Lucas Silva sigue siendo un valor en alza. Sabe a qué juega y tiene la intuición de los jugadores con talento. Jesé quiere pero se queda corto y Pepe volvió. El portugués fue preciso, creativo a veces, y a punto estuvo de culminar en ataque. Modric produjo como suele, gran conductor. Los laterales  del Real Madrid muy sobrios pero nada que ver con sus mejores noches. De todas formas Carvajal está un punto por arriba de Danilo y Marcelo es un tres en uno, casi siempre. Un lujo.  Zidane lo sabe.

Partido que deja puertas abiertas. El equipo de Pellegrini jugó con una marcha contenida. No  sé si miedo o respeto excesivo. Lo cierto es que no emitió señales claras de peligro. Sus argumentos ofensivos no estuvieron…solo se dieron en modo goteo. Acusó la ausencia de Silva y creó muy poco. La solución en Madrid. Habrá que ver si los ingleses proponen otra cosa y aparecen sus estrellas. En casa fueron tacaños o el Real Madrid, sin alardes, los contuvo. Cristiano no jugó y, afortunadamente, para el Real Madrid hay vida después de eso. No sé si el Manchester City puede decir lo mismo sabiendo que no podrá contar con Silva en el Bernabéu. El fútbol, de todas formas, se reserva la última palabra. Felizmente.