Inicio Fútbol Provincial El Real Jaén suspende su partido y el Villacarrillo es el único...

El Real Jaén suspende su partido y el Villacarrillo es el único equipo jienense que gana

270
0
Compartir

El Real Jaén no ha podido jugar su partido correspondiente a la jornada del domingo 11 de marzo. El temporal de agua y lluvia obligó a suspender el encuentro que debía disputar frente al Motril, equipo con el que se juega una plaza para entrar en liguilla de ascenso. El conjunto blanco no ha podido ver al nuevo técnico dirigir desde el banquillo su primer choque en el estadio de La Victoria. Andrés García Tébar tendrá que esperar al partido frente al Huétor Tajar para sentarse en su nuevo banquillo. Antes tendrá que rendir visita al Rincón el próximo fin de semana. El entrenador albaceteño debutó con triunfo por la mínima en campo del Guadix.

El parón obligado puede verse desde dos ópticas. Por una parte, frena el ritmo normal de competición y por otra concede a García Tébar, más tiempo para implantar sus fórmulas y llegar al próximo encuentro con su sistema más rodado. Sea como fuere el conjunto jienense apura sus posibilidades de enganchar con la zona que da derecho a jugar por el ascenso, en el tramo final de la temporada.

El resto de conjuntos jienenses, los que pudieron disputar sus partidos, tienen resultados de todos los signos. El Martos fue el primero en disputar su partido. Los de Perales tenían una salida incómoda por el desplazamiento a Melilla pero, sobre el papel, muy propicia para unir un triunfo lejos de su estadio, a la excelente racha de goles y de puntos que mantienen en la ciudad de la Peña. No pudo ser. El Melistar, último clasificado, frenó en seco las aspiraciones marteñas. Se mantiene la desconexión de los jugadores marteños cuando juegan lejos de su estadio. Era una excelente oportunidad pero no conviene olvidar que muchos equipos, pese a ganar, han sufrido mucho para conseguirlo. Perales debe trabajar la cabeza de un equipo que, fluido en casa, se para en seco fuera. No es normal.

 El Villacarrillo ha dado la alegría más considerable de la jornada. Los jugadores de Párraga tienen opciones matemáticas de lograr el milagro. Hasta el momento, la fortuna no les ha acompañado pero el triunfo ante el Maracena por 0-2 pone de nuevo la ilusión en las velas del equipo celeste. El partido se alargaba y se iba hacia el final. El marcador no se movía pero, a cinco minutos, de la conclusión Dani Montero sorprendió a la zaga local para lograr el gol que parecía cerrar el partido. Sin embargo habría más y, a la salida de un saque de esquina, de nuevo Montero marcaría para el Villacarillo. El segundo tanto sellaba el triunfo visitante y abría una senda de ilusión en el cuadro campiñés.

El Linares ha vuelto a tropezar fuera de casa. El Torremolinos ha impuesto el factor campo y ha hecho infructuoso el esfuerzo de los linarenses. Ha caído por 2-0.  No cabe duda que la temporada en Linares, está siendo muy convulsa y que, de crisis en crisis, han ido perdiendo las posibilidades de alcanzar el objetivo que el club y su afición se habían planteado para la presente temporada. Esta derrota en Torremolinos y el partido pendiente ante el líder, colocan al Linares en una posición clasificatoria impensable cuando se realizaba la planificación. El objetivo era uno muy distinto. Habrá que ver cómo se resuelve el tramo final de la temporada. Hay puntos y mientras las matemáticas lo permitan, solo cabe la lucha.

 El At. Mancha Real tenía que luchar contra el rival, el Atarfe, y contra “los elementos” que en la mañana del domingo eran muy adversos, muy poco aconsejables para la práctica del fútbol. Los de Rizos iban en  busca de reengancharse al triunfo fuera de casa y tuvieron que conformarse con un empate. Suman pero no logran la victoria. Logran dejar su puerta a cero y siguen, partido a partido, en busca de otro de los milagros que se persiguen en el Grupo IX. La segunda vuelta de los manchegos está siendo espectacular. El bloque, que ya era de garantías, ha crecido mucho con algunas de las incorporaciones. Lopito y Vitu han dado mucho crédito a posiciones decisivas. Hay mucha curiosidad por ver hasta dónde llegan.

 La UDC Torredonjimeno no lo ha tenido fácil. No es su mejor registro el que da jugando en campo pesado, aunque sea su campo. Los jugadores de Chumilla, aunque ya no se podrá saber, hubieran tenido muchas posibilidades de ganar este encuentro si se hubiera podido jugar al fútbol fluido. El día no era para eso. Sin embargo el partido se puso de cara y Carrillo adelantó a los locales y abría, en mitad de la mañana menos propicia para el fútbol, el camino hacía el triunfo. No se logró. A la media hora el San Pedro empató el partido. No hubo forma de lograr el tanto que la victoria. Tablas y a esperar una jornada en la que los tosirianos puedan hacer gala de la calidad que tienen y doblegar, con fútbol, a su rival.