Inicio FC. Barcelona PSG 1-3 Barcelona: Neymar y Suárez dinamitan París

PSG 1-3 Barcelona: Neymar y Suárez dinamitan París

460
0
Compartir

PSG BarcelonaEl Barcelona ha ganado (1-3) al PSG en la Ida de los Cuartos de Final de la UEFA Champions League. El conjunto azulgrana, muy superior durante todo el encuentro, consiguió la victoria gracias a los goles de Neymar (19’) y Luis Suárez (67’ y 79’). Con este resultado, el Barça deja la eliminatoria prácticamente sentenciada, a falta del partido de vuelta en el Camp Nou. En los minutos finales, Van der Wiel maquilló el resultado para los locales (83′), con un disparo que desvió Mathieu.  

Los azulgranas, desde el inicio, quisieron hacerse con la posesión de un balón muy disputado, producto de la intensidad imprimida por el equipo galo en los primeros minutos del partido. Los hombres de Laurent Blanc dejaron la parcela ancha del campo a merced de la creatividad de jugadores como Messi, Iniesta y Rakitic. Una estrategia, un tanto arriesgada  y que esperaba tener su efecto en la rapidez a la contra del equipo francés. Sin embargo, el objetivo no fue el esperado y esta disposición tuvo un fatídico desenlace

Primero, avisaría Messi en el minuto 14 con un tiro marca de la casa desde el balcón del área, pero la trayectoria del esférico se topó con el palo. Poco después, a la segunda ocasión clara del conjunto blaugrana, Neymar puso la eliminatoria de cara con su gol en el 19’. El brasileño, epicentro de innumerables críticas por su enfado al ser cambiado en el Sánchez Pizjuán, fulminó cualquier duda sobre su alineación en el once, al batir por bajo al guardameta Sirigu, al efectuar un extraordinario disparo cruzado con el interior del pie derecho.Un tanto que tuvo su origen en un error en la salida de balón del PSG, dejando el esférico en los pies de Messi, quién se encargaría después de enviar un pase teledirigido al espacio generado por Neymar.

Este varapalo para el PSG no sería el único en la primera mitad, pues dos minutos después del gol visitante, Thiago Silva tuvo que retirarse del terreno de juego al recaer de su lesión, siendo reemplazado por un también mermado David Luiz, recién recuperado de sus dolencias musculares.

A partir de este momento, el puzzle diseñado por Blanc terminó por desmoronarse y el Barcelona siguió elaborando jugadas con paciencia, madurando el balón en sus pies, pero sin la garra necesaria para culminar sus ocasiones y asestar lo que hubiera sido el golpe definitivo en el Parque de los Príncipes.

El Barça perdonó a un PSG que, antes de retirarse al túnel de vestuarios y a pesar de sus innumerables contratiempos en el primer acto, pudo poner las tablas en el marcador, al efectuar un rápido contragolpe en un córner a favor del Barça. Pero Mascherano, siempre atento al corte, interceptó en el último suspiro el disparo a Cavani.

Neymar BarcelonaEn la reanudación, el partido se reinició de forma similar a la primera mitad, con un PSG buscando la velocidad de sus hombres de ataque, mientras que el conjunto dirigido por Luis Enrique buscaba guardar la posesión en sus píes, sobre todo al tener el resultado en su favor.

Con esta disposición, ambos entrenadores movieron ficha en sus equipos, uno por obligación y otro por necesidad. Luis Enrique tuvo que dar entrada en el once a Xavi por un lesionado Iniesta, que se retiro del césped en camilla aquejado de un golpe lumbar. Por parte del bando contrario, Laurent Blanc quemó todas sus naves, presa del tiempo y el resultado, dando entrada a Lucas Moura por Rabiot.

Un cambio que apostaba el todo por el todo al fútbol de contragolpe, ya no como concepto, sino por necesidad. Sin embargo, el Barça se hizo más dueño del partido que nunca, rozó en ocasiones la excelencia en la elaboración y acorraló en su campo a un maltrecho PSG que no encontraba respuestas. Y es que, si el conjunto parisino vislumbró en algún momento un halo de esperanza, tuvo que ser antes de la aparición colosal de Luís Suárez en El Parque de los Príncipes.

El delantero uruguayo, voraz sobre el césped, sacó de la nada en el 67’ y el 79’ dos goles que recordaron al mejor Luis Suárez y que sirvieron, definitivamente, para sentenciar la eliminatoria.

En su primer tanto, el charrúa recibe el balón escorado, le tira un caño a David Luiz, se interna en el área y defiende el esférico con el cuerpo frente a Maxwell para acabar sacando un disparo que blocó, pero que no consiguió atajar Sirigu. Mientras que en su segundo gol, Luis Suárez tira una pared con Mascherano, internándose en el campo contrario, dónde deja atrás a David Luiz de nuevo con otro caño magistral, para luego poner el balón alojado en la escuadra izquierda del portero.

Aquí, el partido murió y, a la desesperada, se aventuró un PSG que consiguió recortar distancias, gracias al tanto de Van der Wiel en el 83’.  Un disparo desde fuera del área que Mathieu, tras un desafortunado despeje, acabó desviando al interior de las mallas.

Por último y antes del pitido del colegiado, los hombres de Blanc pudieron hacer el segundo en su cuenta en una jugada embarullada en el área, pero el acierto de Ter Stegen bajo palos y la solvencia defensiva azulgrana imposibilitó que el marcador se moviera de nuevo.

 

FICHA TÉCNICA:

XI del PSG: Sirigu; Van der Wiel, Marquinhos, Thiago Silva (David Luiz, 20’), Maxwell; Rabiot (Lucas Moura, 65’), Cabaye, Matuidi; Pastore, Cavani y Lavezzi.

XI del Barcelona: Ter Stegen; Montoya (Adriano, 79’), Piqué, Mascherano, Jordi Alba; Busquets, Rakitic (Mathieu, 73’), Iniesta (Xavi, 53’); Messi, Suárez y Neymar.

Goles: 0-1, Neymar 19’. 0-2, Luis Suárez 67’. 0-3, Luis Suárez 79’. 1-3, Van der Wiel 83’.

Árbitro: El encuentro estuvo dirigido por el colegiado inglés Mark Clattenburg. Mostró cartulina amarilla a los locales Cabaye y Marquinhos. Por parte del cuadro visitante, también fueron amonestados con idéntica sanción Piqué y MessiNinguno de los jugadores amonestados estaban apercibidos para el partido de vuelta.

Incidencias: Partido correspondiente a la Ida de los Cuartos de Final de la UEFA Champions League, disputado entre el París Saint Germain y el FC Barcelona en El Parque de los Príncipes (París).