Inicio Portada Este equipo tiene fútbol

Este equipo tiene fútbol

280
0
Compartir

primera victoriaReal Jaén 3-1 Girona.

Por fin llegó. La primera victoria del Real Jaén en esta Liga Adelante se ha hecho esperar durante cuatro jornadas, cuatro largas semanas que empezaban a sembrar de dudas la moral de los aficionados. El fútbol es un tren de alta velocidad que transporta emociones sin detenerse en análisis ni méritos, así que la euforia del ascenso y la alegría del debut dieron paso, en cuestión de días, a la decepción y el desánimo. Todo porque la pelota no entraba o lo hacía en la portería equivocada. Ayer la suerte cambió. Óscar Quesada, Hugo Álvarez y Fran Machado certificaron con sus goles una victoria cuyo valor sobrepasa los tres puntos. Equipo y afición necesitaban ganar, unos para levantar la autoestima y otros urgidos por una buena dosis de fe.

Era el partido adecuado y el Real Jaén no falló.  Saltó a La Victoria con un once cargado de novedades. Kitoko y Nando iniciaron en los laterales, arriba actuó Víctor Curto y debutó Óscar Quesada tras recuperarse de sus molestias. El centrocampista jienense fue una de las claves. Aportó equilibrio, serenidad y orden, y se unió a Juanma en la organización. Entre los dos movieron los hilos de un Real Jaén que ninguneó a uno de los favoritos. El Girona, segundo en la tabla y con un Play Off de ascenso a Primera División aún fresco en la memoria, quedó reducido a cenizas en una primera parte sencillamente espectacular.

SONY DSCFiel a su estilo, el Real Jaén llevó la iniciativa del partido desde el principio. Tuvo el balón con paciencia y lo movió con sentido, sin arriesgar. Manolo Herrero quería el control de la situación para evitar los fusilamientos de Soria y Lugo, donde el equipo recibió goles decisivos en los primeros minutos.

Esta vez, el guión cambió por completo y a los cuatro minutos era Kitoko quien perdonaba el primero, rematando a las nubes y a un metro de la línea de gol. Después fue Víctor Curto quien, pasado el cuarto de hora, erró un mano a mano ante Becerra. El delantero catalán no logró transformar ninguna de las múltiples ocasiones que tuvo pero se movió con inteligencia y fue, sin lugar a dudas, el hombre que más peligro generó en el área rival. De hecho, poco antes de que Óscar Quesada hiciera el primero del Real Jaén, Curto estrelló un balón a la cruceta para confirmar que la relación entre este equipo y los palos está cogiendo tintes de maldición bíblica. En los cuatro partidos de liga que ha jugado, el Real Jaén ha estrellado al menos un balón a la madera. Sin embargo, un minuto después llegaría el gol de la tranquilidad, un premio merecido para quien proponía, dominaba y atacaba. Óscar Quesada remató en el 36′ una falta lateral botada por Santi Villa para hacer el 1-0 y poner la guinda a una primera parte de fútbol memorable. El Jaén se adelantaba en el marcador ante un equipo sorprendido y desbordado que no exploró el área rival hasta pasados veinte minutos.

SONY DSCLa segunda mitad fue algo más equilibrada pero, incluso cuando el Girona adelantó líneas y sacó los fuegos artificiales, el Real Jaén supo competir y aguantar las envestidas de un equipo pensado para dar el salto a la Liga BBVA. Toni García volvió a estar a la altura y firmó una actuación decisiva, salvando el empate en varias ocasiones con intervenciones soberbias. Sin embargo, los hombres de Herrero tiraron de casta y, con un juego menos atractivo pero manteniendo el grado competitivo (acaso tuvo algo -mucho- que ver la sustitución de Óscar Quesada por lesión) el Jaén se recompuso y siguió generando ocasiones de peligro. En una de ellas, Hugo Álvarez (que sustituyó a Nando después de que éste se partiera la cara, literalmente, por el equipo) se internó en el área por el costado izquierdo, recortó dos veces muleta en mano y sacó el estoque para matar el partido. Corría el minuto 72 y para entonces La Victoria era una fiesta de goles y ovaciones.

SONY DSCAún quedaba tiempo para que Toni García salvara por tercera vez el gol del Girona y, por supuesto, para que el Real Jaén sellara una actuación para enmarcar con un resultado redondo. El 3-0 llegó a falta de diez minutos, obra de Fran Machado, que remató en el primer palo el enésimo centro perfecto de Santi Villa. Ya en el 94′, el Girona se encontró con su gol y maquilló el resultado.

Triunfo vital y reconfortante. Manolo Herrero apostó por la misma filosofía y por el bloque de la 2ªB. Fue significativo que, en un partido crucial y ante un rival de altura, el técnico jienense alineara en su once titular a nueve futbolistas de la pasada temporada. Salió bien y, aunque la liga sigue siendo igual de larga que hace una semana, sale reforzado el mensaje que les ha traído hasta aquí: en esto del fútbol, la ilusión y el trabajo pueden ser argumentos tan válidos como el dinero.

Alineación del Real Jaén: Toni García; Kitoko, Dani Torres, Servando, Nando (Hugo Álvarez, min.52); Óscar Quesada (Jozabed, min. 62), Juanma Espinosa, Israel Jerez (Edgar, min. 77), Santi Villa; Víctor Curto y Fran Machado.

Alineación del Girona FC: Becerra; Ramalho (Eloy, min. 77), Migue, Richy, David García; Matamala, Juanlu (Jofre, min.56), Gerard, Timor; Felipe y Chando (Carmona, min. 67).

Goles: 1-0, Óscar Quesada (min. 36); 2-0, Hugo Álvarez (min. 72) y Fran Machado (min. 81).

Árbitro: Sánchez Martínez (Colegio Murciano). Por el Real Jaén, amonestó con tarjeta amarilla a Nando (min.13), Juanma (min.25) y Jozabed (min.). Por parte del Girona FC, amonestó con amarilla a García (min.16), Timor (min. 30) y Juanlu (min. 50).

Unos 6.500 aficionados acudieron a las gradas del estadio de La Victoria.