Inicio Europa League Sevilla FC 3-0 Basilea: Dejen paso al campeón

Sevilla FC 3-0 Basilea: Dejen paso al campeón

534
0
Compartir

Rami Sevilla Basilea MarcaEl Sevilla salió fuerte desde el principio. No cabía otro guión cuando el Pizjuán se volvía a volcar con su equipo y lo llevaba en volandas. El equipo local lo tuvo claro desde el pitido inicial: no quería que su rival se lo creyera y por eso pronto se plantaría en campo rival para hacer rodar el balón en la otra mitad del terreno de juego.

En la medular, Cristóforo volvió a ser un hombre importantísimo en el centro del campo. El escudero de Banega secó los contragolpes suizos y basculaba una y otra vez para tapar los huecos que dejaban las subida de los laterales. Imperial el uruguayo.

Tras el cuarto de hora de empuje inicial, el partido se enfrió y cayó el ritmo de juego. El Basilea esperaba muy bien replegado y no regalaba espacios al equipo contrario. Sin embargo, el Sevilla fue madurando el choque y poco a poco, iba mermando la concentración del conjunto suizo.

Así fue cómo, pasada la media hora de juego, se adelantarían los hispalenses. Reyes sacaba de esquina y Rami conectaba un gran cabezazo que, tras tocar en el palo izquierdo, se acabaría colando en la meta defendida por Vaclik. No se derrumbó el equipo entrenado por Urs Fischer, y la tuvo también a balón parado con un remate en propia puerta que despejó David Soria en una estirada sensacional.

Al filo del descanso, se decidiría el partido en un minuto con alardes de genialidad de algunos de los jugadores que marcan la diferencia en jugadas importantes. Primero Reyes se encargó de demostrarle a Europa por qué pasó por tan buenos equipos en su trayectoria. Control orientado con el pecho, veloz carrera por banda derecha con autopase incluido y asistencia que dejó absolutamente solo a Gameiro para que el francés ampliara el marcador.

Y posteriormente, casi sin respiro, la pelota llegaba a Krohn-Dehli en la banda izquierda y la ponía al segundo palo picada para que por allí apareciera el de siempre, Kevin Gameiro. En un minuto, el Sevilla ponía patas arriba el Pizjuán, que enloquecía con la diferencia lograda por los suyos en la primera mitad del encuentro.

Sin embargo, en el segundo periodo el juego fue lo menos importante. La eliminatoria estaba ya sentenciada y ambos equipos firmaron una paz no escrita. Eso sí, el Sevilla siguió siendo dueño del esférico y, por consiguiente, intentó aumentar la diferencia de goles en el marcador, aunque lógicamente ya no con el mismo ímpetu puesto que el trabajo difícil ya estaba hecho.

Por ello, detalles como la vuelta de Krychowiak en un contexto de partido no demasiado exigente fue una de las notas positivas del partido. Emery dio al polaco unos valiosos minutos después de una importante lesión y empieza de esa manera a ganar ritmo de competición. Además, otro que salió realmente reforzado fue David Soria. El guardameta canterano realizó varias intervenciones de mérito y confirmó la apuesta que está haciendo el técnico vasco en él.

Así se escribió la historia de estos octavos de final de la Europa League. El vigente campeón de la competición avanza un pasito más y ya solo quedan ocho equipos en el torneo europeo. La bola del Secilla FC volverá a estar en el sorteo de mañana en Nyon a las 13 horas.