Inicio 1ª División Osasuna 0-3 Atlético: Oblak mandó parar

Osasuna 0-3 Atlético: Oblak mandó parar

498
0
Compartir

El Atleti ha logrado un buen triunfo de visitante por 0-3 en el estadio Reino de Navarra frente a un Osasuna que perdonó un penalty en la primera parte. Godín, Gameiro y Carrasco fueron los goleadores de la tarde.

Los colchoneros empezaron fuerte con una buena ocasión apenas empezado el encuentro, en el minuto 2 Gameiro tras un buen pase al hueco del “Principito” Griezmann, no sabe resolver una clarísima ocasión ante la portería de Nauzet y su disparo con la pierna equivocada se fue muy desviado. La ocasión no achantó a los navarros que con mucha intensidad poco a poco se iban a hacer notar en el campo, el partido era de pierna dura y el baile de tarjetas amarillas de Mateu (ese arbitro) comenzó. en la primera media hora ya había 4 jugadores amonestados del Atleti y 3 de Osasuna. En ese cisma se vino arriba en banderillas Osasuna, gracias también a muchos deméritos del propio Atleti.ILtN-1SovS__34I8972.jpg

Los colchoneros estaban haciendo un partido bastante desastroso, muchísimas imprecisiones de todos sus futbolistas, que se estaban mandando “pedradas” unos a otros continuamente. Si a esto añadimos que la presión la estaban haciendo fatal nos da como resultado a un Osasuna haciendo mucho daño con poca cosa, con pases verticales y sacando una ingente cantidad de corners en la primera parte. En uno de estos pases verticales, en un centro desde la derecha muy lejano, Gimenez en el 13 cometió un error infantil impropio de su categoría, un empujón a Oriol Riera tan claro que nadie protestó por parte Atlética. Oblak le negó el gol a Roberto Torres que lo lanzó muy mal, flojo y a media altura. Esto mantuvo vivo al equipo madrileño que comenzó a jugar mejor y mas arriba. En el 31 Correa falló un mano a mano tras un buen contraataque llevado por Griezmann, el argentino disparó al muñeco en otra clara ocasión.

Un año casi llevaba el Atleti sin marcar a balón parado: en el 35 el comandante Godín se alzaba por encima de todos en un corner para marcar el primer tanto de la noche. Un minuto después Gameiro recogió un buen pase de Griezmann en una contra y esta vez si supo finalizar bien con su derecha ante  Nauzet. Con el Osasuna mareado por las dos bofetadas tan rápidas de los colchoneros terminó la primera parte.

La segunda parte fue muy insulsa y aburrida, con el Atleti bien plantado atrás y un Osasuna al que le falta gol como agua de Mayo el bostezo se instauró en las caras de los aficionados navarros. Viendo como estaba el percal, Mateu pedía protagonismo obviando un clamoroso penalty por mano debajo del larguero de Osasuna. El partido se iba irremediablemente al pitido final cuando en el 90 Unai quiso salir como el “Kaiser” y Carrasco le robó la cartera, se plantó solo delante de Nauzet y resolvió fácil poniendo fin al encuentro.