Inicio Opinión Belarmino Ballesteros El fútbol se colorea con rojo intenso

El fútbol se colorea con rojo intenso

347
0
Compartir

la rojaRojo intenso. Rojo pasión. La Roja tiene alma. Tiene cuerpo. Belleza personificada en cada acción. Tiene corazón y pone el espíritu en cada jugada del que se sabe humildemente superior al otro. Individualidad y colectividad en cada momento. Suma de ambas. Se quieren y se entienden.

Roja, Rojita, Rojilla. Mayores, sub 21, sub20. La escuela continúa. Iniesta, Xavi, Casillas, Ramos, Busquets, Isco, Thiago, De Gea, Illarramendi, Deulofeu, Jesé, Oliver… Enamoramos y enamoraremos de por vida. ¿Alguien lo duda?.

Queda lejos aquel mundial del 98 de los Zubi, Hierro, Nadal, Luis Enrique, Kiko y otros en el que Nigeria nos quitó una vez más las ilusiones de hacer un papel digno en una fase final mundialista. Quince años después la historia es otra. Nigeria también se rinde al juego de nuestra selección.

Afortunadamente cambió todo. La tendencia es otra. El estilo es otro. Se cambió el músculo por el talento. El físico por la inteligencia. La furia por la sabiduría. El empuje por la paciencia. La provocación por la serenidad.

Quince años después somos los amos del mundo en el deporte del fútbol. Brasil, la pentacampeona del mundo, nos ve como su enemigo a batir. Saben que enamoramos a todos y les envuelve (especialmente a su hinchada) cierto aire de envidia. Pero no sana. Envidia de esa que mi buen amigo el Sabio de Tarifa, Juan Luis, decía que no era más que el torpe homenaje que la inferioridad tributa al mérito. Ellos son inferiores. Se sienten inferiores. Nosotros, superiores. Y somos superiores porque tenemos la pelota, la tocamos, la jugamos, la queremos, le damos ese punto de estética y belleza para hacer disfrutar al buen amante del fútbol. Enamoramos desde la humildad. Tenemos y disfrutamos de una energía intensa, pasión y fuerza, sumada a esa dosis de creatividad e imaginación que también provoca el color rojo. Poder y vitalidad. Así nos sentimos. Así se colorea hoy día el fútbol. Ahora se lleva el rojo intenso. El rojo pasión de la Roja.